Cuando os dicen: galletas de la suerte, ¿qué país os viene a la mente? Estamos prácticamente seguros que la respuesta es China. Nada más lejos de la realidad… ¡En este post os desvelaremos la verdad sobre estas famosas galletitas!

 

Origen

Lamentamos deciros que las conocidas “Galletas de la fortuna” no nacieron en un pueblecito del interior de China de la mano de una querida y amable abuelita y su horno de leña… Estas pastas se cocinaron por primera vez en San Francisco y el creador era Makoto Hagiwara, un japonés adoptado por los Estados Unidos.
Durante la primera década del siglo veinte Makoto empezó a servir las galletas con un mensaje dentro, que generalmente eran proverbios japoneses antiguos. Estas fueron ganando popularidad hasta que un gran empresario chino se interesó en ellas. Así, en 1989 empezaron a venderse en Hong Kong como souvenirs, convirtiéndose así en un icono del país.

Esta es la verdadera historia que se esconde detrás de las galletitas de la fortuna 50% estadounidenses y 50% japonesas.

 

¿Y dentro, qué se esconde?

Las galletas de la suerte se producen en grandes cantidades alrededor de todo el mundo, así que hay tantas frases ingeniosas como galletas. ¿El truco para ser las mejores galletas? ¡Originalidad y creatividad!

Este es nuestro top 10 de mensajes divertidos encontrados en galletas de la fortuna:

  1. !Auxilio, soy rehén de una panadería de galletas de la fortuna!
  2. La suerte que buscas está en otra galleta.
  3. Boleto no premiado !sigue participando!
  4. Garantía inválida una vez abierto el empaque.
  5. Coloca pierna derecha sobre el rojo.
  6. Sigue al conejo blanco.
  7. 404 fortuna no encontrada.
  8. Lo sentimos, su fortuna ha sido rechazada, por favor vuelva a intentar.
  9. La esclavitud no se abolió, se cambió a 8 horas diarias.
  10. Si la montaña viene hacia ti, corre, es un derrumbe.

Y vosotros, ¿sois fans de estas famosas galletitas?, ¿cuál es la frase más graciosa que os habéis encontrado dentro?

 

Si queréis probarlas y no sabéis dónde encontrarlas podéis comprar galletas de la fortuna en Amazon o en cualquier tienda con productos asiáticos. Y si queréis hacerlo redondo… ¿por qué no acompañarlo de un buen menú japonés?