Nos jugamos 1000 uramakis a que cuando os decimos “origen del sushi” os imagináis una anciana japonesa en su cabaña, al lado del río congelado con los macacos haciéndole compañía, mientras prepara este delicioso manjar que conocemos como sushi. Pues, lo lamentamos mucho… pero no. Aunque esta imagen es muy bonita y seguro que se ha dado en más de una ocasión a lo largo de la historia del sushi, su origen es bastante diferente a lo que os imagináis.

El predecesor del sushi por excelencia

Hay quien dice que el sushi no es un invento japonés. Lo es. Aunque venga como consecuencia y evolución de un proceso chino, fue en Japón donde se inventó el concepto de “sushi”.

¿Recordáis que hace unos días mencionábamos que el sushi empezó gracias a los procesos de conserva chinos? Pues así es, desde el siglo II a.C. y hasta muchos años después, en China, el pescado se conservaba gracias al arroz fermentado. Eso evitaba que el pescado entrara en procesos de descomposición. Esta exitosa técnica se extendió hasta Japón, y se hizo la magia.

 

Del narezushi al nigirizushi

Japón, un país con una gran tradición y cultura de la pesca, dio la bienvenida al arroz como medida para evitar la malversación de pescado. Desde los restaurantes más selectos a las pequeñas familias de pueblos pesqueros se subieron al carro y adoptaron la tendencia.

A los pocos años, se observó que si el arroz no se dejaba fermentar durante mucho tiempo podía comerse junto al pescado, y… ¡Voilà! Solo faltaba un pequeño detalle para convertirse en el sushi que conocemos hoy en día, el vinagre.

Con el paso del tiempo, se cambió el proceso de cocción, se pasó de hervir el arroz en vez de cocerlo al vapor y se le añadió vinagre. De esta forma dejó de requerir el tiempo de fermentación y el proceso de producción se acortó en varios días.

Sushi con historia

Así, hoy en día, 200 años más tarde, seguimos consumiendo el sushi como lo hacían por aquel entonces. Lo único que en mayores cantidades y no solo en las tabernas de Osaka, sino en los restaurantes más predilectos del mundo.

El boom de interés por la comida saludable hizo que llegara a todas las ciudades del mundo durante el 2000. Aunque en Barcelona llego un poco antes, de la mano de… ¡Tokyo Sushi!

Lo sabemos… Leyendo este blog se te ha hecho la boca agua, ¿a que si? 😉  Si quieres probar la comida de los que trajimos el sushi a esta ciudad … haz clic aquí, pide lo que más te guste, y en un abrir y cerrar de ojos te lo traemos donde quieras.